<body bgcolor=#283034 text=#cccccc link=#cc6666 vlink=#996666 alink=#333333 marginwidth=0 marginheight=0 leftmargin=0 topmargin=0><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d4107937\x26blogName\x3dCABALLO+NEGRO\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLACK\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttps://caballonegro.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_MX\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://caballonegro.blogspot.com/\x26vt\x3d-6885621735386824362', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

sábado, mayo 01, 2004


Music by: Placebo [I know]

Se sentó en el sofá a pensar, y se dió cuenta por qué nunca nunca se pasaba el tiempo en su sala: era el lugar donde iba a llorar por las noches cuando no le quedaba más que hacer.
El libro se abría y segúia mostrando el mismo dibujo pornográfico: un hombre penetrando a otro y una mujer masturbándose con un vibrador eléctrico en un rincón. La mujer se parecía demasiado a Dalia. Llevaba un vestido largo de franjas verticales de colores y una bufanda. Las piernas abiertas. Las manos dentro de ellas. Un sweater a su lado, y los dos hombres cogiendo en la cama. A ellos no les reconocía.

"Una noche en San Lorenzo. V/V/2004" Seguía leyendo.

Hace una semana que Dalia se había ido a Veracruz, e iba a quedarse una semana más, hasta el 7 de mayo. Hace 4 días que había encontrado el libro, pero nunca podía pasar de la primera página. No podía dejar de llorar sobre la primera página.

cn

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .


[Powered by Blogger]